RISAS, PARANOIAS, LLANTOS...
UN POCO DE TODO Y DE TODO UN POCO.

jueves, 31 de mayo de 2012

El privilegio de ser última.




Llego a la puerta de embarque correspondiente, una hora y media antes de la salida de mi vuelo. Me gusta ir con tiempo. Aún así, ya hay unas 20 personas haciendo cola, y en mi cabeza, un sinfín de preguntas que surgen  cada vez que presencio una cola. ¿Por qué esas ansias de ser los primeros? ¿ Por qué se forman las colas? ¿Acaso nos gustan ? ¿Realmente es por que queremos conseguir algo antes que otros,  o simplemente es por costumbre?.

A veces pienso que debería haber una regularización de las colas y que no se deberían permitir durante más de 15 minutos ( y ya es bastante). Si todos nos pusiéramos de acuerdo, llegaríamos 15 minutos antes y no habría problema, pero es que siempre hay alguien que llega antes que nadie, y como los demás también quieren ser los primeros, la próxima vez hay alguien que llega más pronto todavía, y así, se hacen colas de horas y hasta de días para ciertos eventos, algo que mi mente práctica no puede entender.  No soporto perder el tiempo haciendo una cola.  Pero las hacemos. Es verdad que alguna que otra es inevitable, pero  la mayoría nos las buscamos nosotros solitos.

Queremos ser los primeros en entrar al avión y elegir asiento, queremos ser los primeros al salir, y nos levantamos del asiento apenas sentimos el frenazo, aún a sabiendas de que nos esperan 5 minutos antes de poder bajar, queremos ser los primeros en entrar a un concierto y nos empujamos e insultamos si hace falta, todo sea por estar en primera fila oliéndole el sobaquillo al de al lado, queremos ser los primeros en la cola del súper y no dejamos pasar a nadie ni aunque lleve sólo una barra de pan, eso si, las cajas del fondo de todo, están vacías, por que  queremos ser los primeros, pero sin demasiado esfuerzo. Queremos ser los primeros de la clase e indagamos las notas de los demás para combrobarlo... Que manía con ese afán competitivo. Me estresa.  Y es que, en mi caso, mis padres se olvidaron de incluir una pizca de espíritu competitivo en mi, y así me va, me dicen algunos. Mi padre mucho, "Siempre tienes que ser la última, la última en salir de clase, la última en bajar del autobús, la última en bajar del avión,..", y en el cole y el instituto pues también era de las últimas. Nunca tuve mucho afán ganador ni competitivo, pocas cosas he ganado, bueno, algún concursillo de la radio, o por internet, y no hace mucho en una boda ganamos el premio a los más bailongos jaja!!. El caso es que en general me da pereza eso de ser la primera, y sobre todo la competición y eso que me encanta jugar pero como alguien se ponga en plan competitivo, para mi ya no tiene gracia,  Donde si me gustaría competir alguna vez es un concurso de disfraces, con un disfraz ideado y hecho por mi por supuesto.

En general, siempre he tenido la sensación de que ese intento de ser los primeros hace que desconozcamos ciertas sensaciones, o que no disfrutemos de determinados momentos. Por ejemplo bajar de última del avión, o salir de última de una sala de cine, ambas, sensaciones maravillosas, me encantan estos  momentos  míos y solo míos y el hecho de pensar de que soy la última en disfrutarlos me satisface aún más. Eso si que es ganar. Es algo muy especial para mi. 

Y es que, ser el último, a veces tiene premio; el privilegio de sentir el vacío, la soledad, la nada...

JOAN VENDRELL

Ser el primero, conlleva esfuerzos, sacrificios, lucha...y yo hago los esfuerzos y sacrificios mínimos y necesarios. En general, podría decirse que prefiero el disfrute de lo que tengo y lo que poseo que el sacrificio por lo que puede venir. No podría sacrificar mi vida personal por una carrera profesional, deportiva, tendría la sensación de estar perdiéndome muchas muchas cosas. Y nunca se sabe cuando va  a llegar la última vez así que por si acaso, no hay que perderse ni una. Y ahora pienso que sería la caña, ser la última de una última vez. 


 

26 comentarios :

  1. Ser el último tiene su premio, ser de los primeros un gran desafío por delante.
    Besos, Volboretinha

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, un gran desafío pero depende de para quien no?

      Eliminar
  2. Bueno, alguna vez tenía que ser la primera... pues estoy de acuerdo al 50%, creo en la competencia, bueno más bien en la auto-competencia, seguir superándote cada día, ser mejor persona, mejorar un tiempo personal de un deporte que te gusta... y bueno lo del concierto en primera fila, yo es que soy bajita y verlo desde atrás es un royo.
    En cuanto a lo de llegar pronto a los sitios, bueno es cuestión familiar, yo estaba 2 horas antes de que saliera el tren por si acaso salía antes (sí son cosas de yayos, pero te las graban a fuego jejeej)

    Besitos sin competencia!!!! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, a ver!!, que si, en la autocompetencia creo, sobre todo a nivel emocional y personal, a nivel deportivo ya no tanto jaja!!. Dos horas?? jajaja entonces tu siempre la primera ehh!! jaja.

      Eliminar
    2. Joer y tanto que la primera!! yo creo que llegábamos antes de que llegaran hasta los que ponían las vías!!

      Eliminar
  3. Comparto contigo mi ausencia de competitividad para ser primera en una cola y para otras muchas cosas a las que no doy importancia. Pero en otros ámbitos de mi vida quiero ser la mejor y trabajo para ello constantemente para conseguirlo, en este camino me llevo mucho aprendizaje y esfuerzo reconstituyente.
    Por otro lado te diré que para muchas personas el hecho de lograr ser primeros en una cola para conseguir un objetivo es una auténtica necesidad psicológica, como el caso de las personas que son puntuales y otros muchos.
    Bueno un besito y dejemos que el que quiera ser el primero de la cola lo sea, el último también y los medianeros igualmente. Felicidad pour toutes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. si si, totalmente de acuerdo, vive y deja vivir!!

      Eliminar
  4. Nena, no lo había pensado... por ejemplo, lo del cine, y llevas razón. Yo tampoco sé porqué tiene la gente ese afán de hacer colas. Sabes qué creo? que sobre todo son las personas mayores.... yo lo omcprobé el otro día en Hacienda, que hacían dos colas y sóplo hacía falta una... la otra se la habían inventado ellos para estar una horota allñi de pie en otro lado, diciendo: ey, yo estoy antes. Tú sabes. Son así, jeje.

    Un beso, guapi y buen foinde ya de vuelta en tu tierra!! mua!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajja, eso que cuentas es muy común, pero es fruto del ovejismo, del donde va vicente va la gente y yo creo que no es sólo de gente mayor, hay de todooooo

      Eliminar
  5. Qué gracia :) A mí tampoco me quita el sueño éso de no ser nunca la primera en las colas... sobretodo en los aviones, si siempre tengo que esperar al equipaje... o casi siempre, pero vaya que lo de esperar a que las cosas se calmen es más mi estilo, que bastante hay que luchar ya en esta vida como para luchar por cosas que son una tontería!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Di que si, yo también soy de las calmadas...y de las que casi nunca corre para coger el metro, ya vendrá otro jaja!!

      Eliminar
  6. Esta carrera constante en la que andamos inmersos nos hace a veces perder de placeres que tenemos al lado y no somos capaces de disfrutar, simplemente con un poco de paciencia,que por cierto yo no tengo, podríamos gozar de ellos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenido perro verde!!! cuanta gentecilla nueva hoy!! Yo tampoco tengo paciencia para determinadas cosas, pero para ese tipo de cosas si. Es más me acabaría antes con la paciencia tener que esperar una cola de media hora, por eso prefiero esperar sentada, leyendo un libro o haciendo cualquier cosa.

      Eliminar
  7. Bueno yo soy de las que llego en punto a todo, no me gustan las esperas así que a veces llego con la lengua fuera,aunque hay en lugares en los que algunas veces me gustaría haber llegado con más tiempo,pero soy irremediable y lo mío es quedarme de última así que según lo que tú dices soy una privilegiada!!
    Un besito y si me encuentro contigo te dejaré pasar delante...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jaajaaj!! pues nada nena, los últimos serán los primeros...besicosss

      Eliminar
  8. Ya esta ud por estos lares:que tal esos días de reposo?.Tienes razón que los últimos son los primeros.Esto lo se désde que resido en Canarias y cada vez que tengo que viajar mi gente sale con tiempo suficiente se toman cuatro cafés discuten y yo le comento la ventaja de llegar justo es que la última maleta es la primera que sale jejeje.Una que ya se sabe el truco o no?.

    Un abrazo ledy.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues muy bien, a lo loco, pero bien!! ganas de más!! Más abrazos pa usté laidi Bertha...;)

      Eliminar
  9. justo en esto de las cosas pensaba el otro día, cuando veía por la tele una cola inmensa de gente que aguardaba paciente por un caldo de cocido gratis, con 30 grados a la sombra, en las fiestas de san isidro. pensé que nos habíamos vuelto todos locos, vamos. también pienso que no es necesario medrar, conseguir más, llegar primero, ser mejor, cuando uno ya es feliz con lo que tiene, con lo que es.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajjaa!! Anda que, cuando hay algo gratis, vamos aunque nos de una insolación, estamos ahí al pie del cañón, y si podemos conseguir dos cocidos en vez de uno, mucho mejor!!! Totalmente de acuerdo con tu último apunte!! por cierto, que no te puse nada, me ha encantado tu voz!! eres un artistaaa yeahhh!!! ;)

      Eliminar
  10. No soporto las colas, cada día menos, creo que estoy haciendo mayor o es que no quiero ser la primera ... no sé, ni que me lo den gratis... aunque también pienso que si tuviese necesidad de hacerlo quizá lo haría... muy buena apreciación esto de las colas :D... besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Igual tiene que ver con hacerse mayor, aunque creo que lo mío viene de lejos ;). Muchos besitos guapa

      Eliminar
  11. Yo no soy nada competitiva con nadie (excepto con mi novio por el dominio absoluto del mando a distancia :P) salvo conmigo misma. Por eso llego pronto a los sitios (no soportaría que nadie me esperase, aunque a mí no me importe esperar lo que haga falta; siempre llevo una novela por si acaso :-) y me esfuerzo mucho en todo lo que hago, no por superar a nadie, que de eso paso y no va conmigo, sino por superarme a mí.
    A veces JC me dice que me relaje y que me dé un respiro a mi misma, pero no lo consigo.
    Las colas de los aviones no las hago, espero sentada leyendo a que quede poco, aunque fijo que habré llegado la primera a la puerta de embarque ;P.
    Biquiños!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tu como yo, yo agradezco también esperar cuando quedo con alguien, lo que tu dices, es una oportunidad para leer un libro, para entrar en alguna tienda interesante, para escuchar música tranquilamente...Biquiños hermosaaa

      Eliminar
  12. Pues yo soy de los que prefiere llegar de los últimos, tanto a los aviones como al cine, embarcar de los últimos y llegar al cine cuando empiezan los trailers. Los que tienen prisa por entrar a los aviones dicen que es por coger los mejores sitios, pero a mí lo de esperar 15 o 20 minutos a que se sienten todos, como que no me va, jeje.

    Me han hecho gracia la caligrafía estilo escolar y el fondo morado, que es un color que me encanta, seguiré pasándome. Gracias por tu visita

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tu visita, siempre se agradecen. A mi lo del cine, no te creas, me gusta llegar con tiempo pero no por llegar la primera, sino para ir al baño, sentarme tranquilamente, situarme, y prepararme para la peli... Estoy contigo en lo de los aviones, prefiero esperar sentadita, leyendo o escuchando música. El color morado es muy inspirador para mi!! Pásate cuando quieras...

      Eliminar

tienes algo que decir?

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...