RISAS, PARANOIAS, LLANTOS...
UN POCO DE TODO Y DE TODO UN POCO.

miércoles, 2 de octubre de 2013

¿NO DEJARÍA DE SER EDUCADORA POR...?






Pues resulta que hoy es el día Internacional de la Educación Social!!!  Esa profesión de la que muchos/as no saben nada pero todo el mundo tiene algo que decir. Ser educador/a es duro, por que cómo no se requieren unos conocimientos teóricos tan específicos, todos/as cuestionamos y todos/as opinamos.  También es verdad, que hay personas que sin ninguna titulación son educadores/as de los pies a la cabeza, pero este desconocimiento hacia la profesión de uno, a veces duele. Si algún día consigo que mi abuela entienda a lo que me dedico, me sentiré plenamente satisfecha. 

Para mi la Educación Social no es solo una profesión. si es que en mi tiempo libre también me dedico a la Educación Social, que si voluntariado, que si redes de trueque, grupos de consumo...diría que es mi hobbie preferido. Tengo mente de Educadora todos los segundos de todos los días de mi vida, es una manera de ver la vida, es una perspectiva que nunca me abandona y ojalá que nunca lo haga. 


Difícil de definir por que abarca muchos campos, positivo y negativo a la vez. Esta viñeta de Forges, aunque se refiero a los/as profesores de adultos, lo explica divinamente. Yo por mi trabajo (siempre relacionado con el ámbito educativo de una u otra manera) he hecho casi de todo. Lo mismo valemos para un roto que para un descosido. 










No me quiero poner en plan técnico pero si me gustaría reivindicar mayor reconocimiento social, no solo hacia esta profesión sino a todas aquellas que están relacionadas con el ámbito social, por que somos necesarios/as y ahora más que nunca. 

Y además, molaría mucho pero que mucho mucho...

-
Tener un sueldo digno. 


- Que se abogara más por empoderar que por la caridad y la ayuda meramente asistencial. 

- Que los ayuntamientos y demás administraciones no den subvenciones o programas proyectos a Empresas que ofrecen el presupuesto más barato, que se aseguren de cómo se trabaja y de cual es su filosofía.

- Que no se caiga en el activismo, la Educación social no es hacer por hacer, es hacer con significado y con un porqué. 


- Que se incorpore la figura de el/la educador/a social en la escuela.

- Que no se mercadee con la vida de las personas en riesgo de exclusión. Son personas no números. La educación social nunca debe de ser un negocio.

Y hay muchas más pero si se cumplieran estas, sería muy, pero que muy feliz.


Con motivo de esta celebración, desde el Colegio de Educadores/as Sociales, lanzan esta pregunta 

¿ NO DEJARÍAS DE SER EDUCADORA POR...? 

Por que me importa la gente y lo que sucede a su alrededor. Por que creo en el potencial de todas las personas y en que somos seres sociales por naturaleza y necesitamos vivir en comunidad. Por que creo en los derechos humanos (aunque no se cumplan). Por que gracias a esta profesión, aprendo cada día algo más sobre el ser humano, conozco personas de todo tipo (edad, cultura, religión, ideología...) pero sobre todo por que  me ha ayudado y me ayuda a evolucionar  emocional y socialmente. 

Ah y no podía olvidarme de todas esas personitas que me he encontrado por el camino de la Educación social... sin duda de lo mejorcito de esta profesión!!



ADORO LA GENTE Y ADORO MI TRABAJO!!! (cuando lo tengo)


8 comentarios :

  1. Ya tienes dos motivos más que suficientes para sentirte una privilegiada...En los Talleres Ocupacionales la labor que hacen estas educadoras con los usuarios es digna de verla..Es una profesión que sino prima el amor hacia el prójimo más vale dedicarse a otro menester.

    Feliz día para todos los que os dedicais a esta bella profesión.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me siento privilegiada por que tengo más o menos claro que esto es lo que quiero hacer, pero es un camino tan pedregoso, que a veces me parece injusto que esté tan infravalorada esta profesión. Gracias por tus palabras bonita.

      Eliminar
  2. Lo malo de ser educador es cuando se pierde la vocación, y la gente que se encuentra con alguien sin vocación y sin ganas acaba metiéndoos a todos en el mismo saco. Pero realmente todos sabemos lo importante de vuestra labor. Biquiños!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Llevo ya bastantes años en este mundillo y poca gente he visto yo sin vocación, otra cosa es que la vida y la experiencia y los palos, te hayan cambiado y quitado esas ganas de cambiar el mundo. Creo que cambia la forma de trabajar, mas que perderse la vocación. Yo misma, he cambiado mucho. A veces podemos confundir frialdad con seriedad en el trabajo. Implicarse de más en este trabajo, conlleva muchos quebraderos de cabeza. Es un tema complicado.

      Eliminar
    2. Ahh y gracias por la visita y tu comentario, se agradece sabia nuevaaaa!!! Bicosss

      Eliminar
  3. ¿Pues que voy a decirte yo? :) trabajando de profesora de adultos inmigrantes la viñeta me va ni que pintada :) formo parte de ese equipo estupendo formado por trabajadores sociales, mediadores sociales y educadores sociales y subscribo todo lo que dices, aunque yo también abogo por algo: por un cambio en la mentalidad del "ayudado", que es algo dificilísimo de conseguir y que, a menudo, quema las ganas del personal social. Yo quiero adultos luchadores, no adultos que se cuelgan de las ayudas sin poner nada de su parte (y los hay, los hay), yo quiero adultos que se sientan orgullosos de su camino no que simplemente se apoyen en el esfuerzo de los otros para ser arrastrados. Trabajar con personas es superenriquecedor y duro al mismo tiempo y, por supuesto, muy vocacional. Ojalá no te falte nunca el trabajo!

    ResponderEliminar
  4. Que sepas que cuando encontré la viñeta, me acordé de ti!!! Y como últimamente también me he dedicado a la formación de adultos, pues me la quedé :). Es muy duro implicarse por el cambio y que la persona interesada no se implique en la misma medida, pero yo creo que es una consecuencia de la sociedad que tenemos, es el producto de una atención asistencial, y siento decirte que va a ir a peor, por que las entidades que mayores subvenciones reciben, son aquellas que se dedican a la "caridad", que oyes, es verdad que actualmente hay estas necesidades (pagar facturas, comida...) pero no podemos olvidarnos de lo de más. ¿De que sirve que una entidad como Cruz Roja, reparta comida, pague facturas... si esa misma entidad, no cuida a sus trabajadores/as, y no hace nada más por cambiar el sistema que tenemos?...ains este tema es muy muy complejoooo!!!

    ResponderEliminar
  5. bien por la gente que tiene como misión vital, profesional, ayudar al prójimo!

    ResponderEliminar

tienes algo que decir?

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...