RISAS, PARANOIAS, LLANTOS...
UN POCO DE TODO Y DE TODO UN POCO.

lunes, 10 de junio de 2013

BUUUUUUUUU!!



OS GEMEOS 


A veces no estaría mal poder esconder la cabeza un ratito.


Hay ocasiones en que casi sin darte cuenta y sin saber ni cómo ni porqué, acabas en una discusión tonta y estúpida que sin embargo te lleva a un lugar bastante oscuro. Pasan los días y por más que reflexionas y piensas sobre ello no encuentras la razón de tremenda estupidez.  Y sigues sin dar crédito. Pocas veces te has visto en una discusión de este tipo. Tengo la sensasión de que fue ajeno, de que yo era una simple espectadora que intentaba seguir el hilo de una peli absurda y complicada de la que poco entendía.

 Lo único que me queda claro, es que ¿de que sirve una amistad si no puedo ser ni un poquito yo misma y tengo que andar con pies de plomo para no ofender?. Si no estás cómoda con alguién ¿por que hacer esfuerzos?. No pasa nada, hay veces que se encaja y otras que no, Cést la vie. Pero si desaparecemos, que sea con elegancia, sin traumas ni dramas baratos. 




Ya lo dice Bunbury  "¿por que siempre conviene alegrar a la gente?, también de vez en cuando está bien asustar un poco" 


sábado, 8 de junio de 2013

ECHANDO DE MENOS...







6 meses sin ir a Galicia. Demasiados y pesan. La morriña, aparece por momentos, por semanas y se va lidiando con conversaciones telefónicas, visitas sorpresas, envío de mails...






Conozco gente nueva si, y bastante. Si algo me define es que hablo hasta con las piedras. Soy bastante confiada y extrovertida. así que no suelo tener problema en hacer nuevas amistades. Pero parece que con el tiempo, la complicidad y la espontaneidad (que caracteriza casi todas mis relaciones amistosas)  son difíciles de encontrar, algo que me preocupa y me extraña. En todas mis anteriores experiencias viviendo en otras ciudades logré encontrar personas con la que compartir momentos de complicidad y espontaneidad, de hecho de todos los sitios en los que he vivido conservo la relación con al menos una persona. Quizás , era más joven, tenía más ganas, más energía  más ansias de vida social y de conocer.








Ahora hay gente, si. Poca, pero hay, y les podría llamar amigas/os, pero falta ese algo que hace de una relación algo especial; la confianza, la entrega, la comprensión , la complicidad,  la improvisación...







Faltan esas llamadas repentinas diciendo "En 15' me paso por tu casa " , 1 timbrazo de alguien que se autoinvita a comer, esas noches que se alargan y acabas compartiendo cama, secretos y risas,  ir a buscar a alguien por sorpresa a la salida del trabajo, encontrar a tus personitas por la calle  e improvisar un plan rapidito, llamadas para informar de un superplan del que te acabas de enterar, desear ver a alguien para compartir un acontecimiento y encontrartelo/a casualmente, vermutes que se alargan hasta la merienda...







Y esas situaciones surrealistas en las que te dejas llevar y haces cosas que sola seguramente no harías, por que cuando se comparte, el ridículo deja de existir.







Y la verdad que echo de menos esto y mucho más. Echo de menos la confianza esa que hace que llames a esa persona en caso de necesidad, esas miradas que adivinan todo y tienen la respuesta para curarte, los encuentros en los bares de siempre...por que para mi la amistad es ante todo;  Compartir, confiar, sorprender, cuidar, dar, recibir, improvisar y sencillamente estar. 

Y yo la echo mucho, mucho de menos.



 

                               Y como bien dice Serrat mis amigos " son lo mejor de cada casa"


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...