RISAS, PARANOIAS, LLANTOS...
UN POCO DE TODO Y DE TODO UN POCO.

viernes, 24 de abril de 2015

El silencio ruidoso.



Greg ponthus


Silencio (Con Aurora Beltran) (PROMO 2008) by Bunbury on Grooveshark Un soniquete que me tuvo atrapada hace algunos años, es la banda sonora perfecta para este post.


Hay películas que dejan eco, y precisamente esas son las que me suelen gustar. Loreak es una de ellas, la vi ayer y tengo que decir que me ha tocado y me ha encantado. Lo mío no son las críticas de cine, así que, solo puedo recomendarosla y deciros que os hará reflexionar sobre muchos aspectos de la vida y la muerte, sobre las relaciones personales, familiares...y todo de un modo increiblemente bello, estético y sutil...

Al acabar la peli me he quedado pensando en los silencios, en los tipos de silencios y lo que conllevan. Hay silencios necesarios, que calman, que ayudan, pero también hay silencios con mucho ruído, que hacen daño que hieren a uno mismo y al de al lado. Silencios que provocan sufrimiento y angustia, por no poder superarlos. No soy enemiga de los silencios. Me gustan los silencios de verdad, los simples, los que son silencios sin más, naturales y cómodos. No me gustan los silencios tensos, e incómodos, esos en en los que se intuye que algo pasa, pero nadie abre la boca.

Para  una persona transparente como yo , que cree que cuando se verbaliza  y se suelta,  una se queda más liviana y las preocupaciones toman un cariz mucho más simple y menos dramático, es difícil entender que es lo que lleva a las personas, a tener silencios que ocultan sentimientos y 
hechos trascendentes. Y más, cuando esto lleva a sufrimientos y padecimientos varios para uno mismo y para los que le rodean. Dentro de nuestra mente, estos silencios que ocultan, provocan que la bola crezca  y crezca y lo que era una nimiez se complejiza poco a poco. Nos ocultamos. El de enfrente no pregunta pero sospecha. Intuimos que el otro intuye que algo pasa, pero ninguno dice nada. Las preocupaciones y la hostilidad entre uno y otro, crecen y crecen. Las palabras son las grandes ausentes, viven en huelga casi permanente y el silencio se hace dueño de cada momento.

Que triste y duro ser incapaz de expresar emociones.









Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...